24/7 Llama hoy

205 S. Broadway, STE 708
Los Angeles, CA 90012

Car Accident_Cell Phone

Accidente automovilístico provocado por el uso de teléfono celular en California: responsabilidad explicada por abogado de accidentes automovilísticos de Los Ángeles

Lo que usted necesita saber después de que un conductor que estaba utilizando el teléfono celular lo lastimó a usted y a su familia en un accidente automovilístico en Los Ángeles

El uso de teléfonos celulares mientras se opera un vehículo automotor es un problema creciente en los Estados Unidos. También es un problema mortal. Las estadísticas de los CDC revelan que más de 2800 personas mueren y más de 400 000 resultan heridas en accidentes automovilísticos debido a un conductor distraído. Las estadísticas de la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA, por sus siglas en inglés) revelan, además, que el uso de teléfonos celulares es una de las causas más comunes de accidentes producidos por un conductor distraído y de muertes por negligencia, aparte de provocar la muerte de personas inocentes, incluyendo a 605 pasajeros, 400 peatones, 77 ciclistas y un número incontable de conductores que no estaban utilizando un teléfono celular. Tan solo en California, el 57.9 por ciento de los conductores de California a los que Go Safely California  les aplicó una encuesta reportaron que habían sido golpeados o casi golpeados por un conductor que hablaba por teléfono celular.

Nuestros abogados de accidentes automovilísticos de Los Ángeles en Broadway Law Firm saben que esto es cierto. Nos encargamos de los accidentes automovilísticos producidos por conductores distraídos en California, incluyendo choques que dieron como resultado discapacidades, lesiones permanentes o muertes por negligencia. Sabemos cuán devastadores pueden ser los accidentes de este tipo, no solo para la víctima, sino también para la familia entera de esta. Si usted o alguno de sus seres queridos resultó herido de gravedad en California, conozca cómo podemos ayudarle a proteger sus derechos durante una consulta GRATUITA marcando al 213.444.3155.

El problema creciente del uso de teléfonos celulares durante la conducción de vehículos

La distracción al conducir era un problema grave antes del prolífico surgimiento de los teléfonos inteligentes. Pero ahora que los teléfonos inteligentes se están volviendo más asequibles, especialmente para los adolescentes, la distracción al conducir producida por los teléfonos celulares está aumentando cada año. La mayoría de los estados  han dado pasos para combatir esto.  

A partir de un estudio sobre leyes estatales realizado por la Conferencia Nacional de Legislaturas Estatales (NCSL, por sus siglas en inglés), se descubrió que:

Veinticinco estados, Washington D. C., Puerto Rico, Guam, y las Islas Vírgenes de los Estados Unidos prohíben a los conductores utilizar de forma manual un teléfono celular mientras manejan u operan un vehículo automotor.

Ningún estado prohíbe explícitamente el uso de teléfonos celulares (es decir, se pueden utilizar dispositivos manos libres).

Treinta y seis estados y Washington D. C. prohíben en su totalidad el uso de teléfonos celulares por parte de conductores novatos, nuevos o adolescentes.

Dieciocho estados y Washington D. C. prohíben cualquier uso de teléfonos celulares por parte de conductores de autobuses escolares.

Cuarenta y ocho estados, Washington D. C., Puerto Rico, Guam y las Islas Vírgenes de los Estados Unidos prohíben los mensajes de texto por parte de todos los conductores en todo momento (algunos tienen excepciones por emergencia). 

En California, la NCSL establece que existen las siguientes prohibiciones relacionadas con teléfonos celulares de acuerdo con las leyes, normas o reglas estatales: 

Está prohibido en su totalidad el uso de teléfonos celulares por parte de choferes de autobuses escolares.

Está prohibido en su totalidad el uso de teléfonos celulares por parte de conductores adolescentes menores de 18 años.

Está prohibido en su totalidad el uso de teléfonos celulares por parte de conductores de autobuses de transporte o conductores de autobuses de pasajeros.

Todos los conductores tienen prohibido utilizar teléfonos celulares de forma manual.

Todos los conductores tienen prohibido enviar mensajes de texto mientras conducen.

La ley de California prohíbe el uso de teléfonos celulares durante la conducción

Específicamente, el Código Vehicular de California, sección 23123.5 (a) establece que “[una] persona no conducirá un vehículo automotor mientras sostiene y opera un teléfono inalámbrico con la mano o un dispositivo de comunicaciones electrónico inalámbrico a menos que el teléfono inalámbrico o el dispositivo de comunicaciones electrónico inalámbrico esté diseñado y configurado específicamente para permitir un funcionamiento operado por voz y por manos libres y se utilice de esa manera durante la conducción”.   

Además de las fuerzas policiales que se encuentran en servicio, la única excepción es cuando un conductor utiliza un solo deslizamiento del dedo o pulsación con el dedo para activar una opción de manos libres.

Cómo probar un accidente automovilístico provocado por el uso del teléfono celular en California 

Una persona lesionada en un accidente automovilístico provocado por el uso del teléfono celular puede presentar una demanda por lesiones personales y se convierte en el  “demandante”. La persona o empresa que está siendo demandada recibe el nombre de “demandado”. Para tener éxito, un demandante debe probar su caso cumpliendo con lo que se conoce como la “carga probatoria” o la “carga de persuasión”. Se trata del nivel de confianza o convencimiento que debe tener un demandante para fundamentar una demanda.  

La carga probatoria mejor conocida es el estándar “más allá de toda duda razonable” que requiere un convencimiento de un 98-100% por parte de un juzgador de hechos (un juez o jurado). Sin embargo, en una acción de lesión personal, la persona solo necesita probar un caso por una “preponderancia de la evidencia” que solo establece que es “más probable” que el demandante haya probado su demanda. Esto significa probar que el demandante está en lo correcto en un 51% o más. 

Formas de probar un caso de accidente automovilístico producido por el uso de teléfono celular en California

En general, hay dos formas de probar en California un caso de accidente automovilístico provocado por un conductor distraído que utiliza un teléfono celular. A ambas formas se les conoce como “causas de acción” o como un tipo de demanda legalmente reconocido que puede presentarse en un juicio.

Negligencia según el derecho consuetudinario

De acuerdo con el derecho consuetudinario, o una ley hecha por un juez, todos los conductores de vehículos  automotores deben tener un cuidado razonable al utilizar u operar su vehículo automotor. Esto incluye actuar de una forma que evite provocar un daño innecesario a posibles víctimas. En consecuencia, es probable que las personas en California que utilicen un teléfono celular mientras operan un vehículo automotor y luego provoquen un accidente sean consideradas negligentes o, al menos, parcialmente negligentes. 

Negligencia per se

Cuando un demandado viola un Código Vehicular de California o una ley estatutaria y provoca un accidente automovilístico que da como resultado lesiones personales, la violación de dicho estatuto puede establecer automáticamente una responsabilidad contra el demandado. Por ejemplo, si un demandado utiliza un teléfono celular de una forma que viola la sección 23123.5 del Código Vehicular de California y hiere a un demandante en un accidente automovilístico, es probable que se establezca una causa de acción por negligencia per se. Esto significa que un demandado sería responsable por los daños a la víctima.

Solicite ayuda a Broadway Law Firm en relación con su caso

Si usted o un ser querido resultó gravemente lesionado en un accidente automovilístico debido a que un demandado estaba utilizando un teléfono celular, pregunte a nuestros experimentados abogados de Los Ángeles especializados en accidentes automovilísticos cómo podemos ayudarle a obtener una indemnización por su dolor y sufrimiento, pérdida de ingresos, facturas médicas, pérdida de consorcio y otros daños relacionados con el accidente. Ofrecemos consultas GRATUITAS llamando al 213.444.3155 o podría utilizar nuestro buzón de contacto disponible fácil de utilizar haciendo clic en el enlace aquí. Proteja sus derechos contratando a nuestro despacho de abogados para obtener ayuda hoy mismo.

Scroll to Top